Jun 25 2024
Jun 25 2024

Lo que importa es la familia

Publicado el

En los últimos días se dio a conocer que la Senadora Nacional por la provincia de Jujuy de la Libertad Avanza, Vilma Bedia contrató a sus tres hijos, su nuera, su hermano, su sobrina y su cuñada dentro de su equipo de asesores en la Cámara Alta.

En medio de olas de despidos masivos de trabajadores en toda la administración pública nacional, un nuevo escándalo familiar aparece en el gobierno del presidente Javier Gerardo Milei. Los que venían a combatir a la casta y a impedir el uso del Estado en beneficio propio hacen todo lo contrario.

Tras los despidos ya anunciados en ANDIS, AYSA, ENACOM, se sumaron en las últimas horas cientos de telegramas recibidos por trabajadores de la ANSES en todo el país y se espera que en los próximos días las cifras se multipliquen exponencialmente. En este sentido, parece ser que el recorte afecta solo a determinados sectores, ya que mantiene inmunes a los allegados al poder de turno.

Recordemos que, a un día de asumir como presidente, Javier Milei modificó un decreto firmado por Mauricio Macri que limitaba las designaciones en el Estado de familiares directos de funcionarios para poder nombrar a su hermana Karina, como secretaria general de la presidencia.

Para continuar con este modus operandi, mientras diariamente realiza una burda defensa de las atrocidades económicas cometidas por este gobierno, el vocero presidencial Manuel Adorni logró que el Ministerio de Defensa contrate a su hermano con un sueldo de más de $2.000.000 mensuales. No hay plata para los jubilados, pero para la familia, sí hay.

Mientras el pueblo se empobrece cada vez más y sufre las arbitrarias decisiones de Milei, el presidente de la Cámara de Diputados de la Nación, Martín Menem aprovechó para colocar en la Cámara a su sobrino Federico Sharif Menem y asegurarle un sueldo similar al del hermano de Adorni.

Ahora, a solo 100 días de que La Libertad Avanza asumiera en el poder, se dio a conocer el escándalo de Vilma Bedia. La senadora fue docente en su provincia, además es pastora evangélica. Esto demuestra los lazos de Javier Milei con esta iglesia, la cual ve con buenos ojos toda maniobra anti derechos, y espera con ansias la derogación de la ley de la interrupción voluntaria del embarazo.

En un país donde la indigencia y la pobreza crecen día a día, el pueblo y los trabajadores argentinos pagamos con nuestros impuestos 10 millones de pesos en pagarle a la familia evangélica de Bedia.

Así, un gobierno que venía a combatir a la casta política, parece ser que lo único que hace es continuar con dichos vicios acomodando familiares en diversos sectores del Estado, mientras la población sufre diariamente la motosierra del Anarco Libertario Milei.

spot_img
spot_img